Noticias

Menos mall y más preocupación por el medio ambiente: estudio de Datos Claros proyecta cómo serán los chilenos luego de la pandemia

Publicado el
El “Estudio global de opinión a ciudadanos y consumidores Efectos de la COVID 19”, desarrollado por nuestro socio DatosClaros en conjunto con ARTIS, muestra los diferentes efectos que ha tenido la pandemia en los hábitos de las personas en once países de Latinoamérica, Europa y África.

Ocho de cada diez chilenos consideran que la pandemia tendrá un impacto importante en nuestras vidas. Ese es uno de los principales resultados del “Estudio global de opinión a ciudadanos y consumidores Efectos de la COVID 19”, desarrollado por DatosClaros y la red de agencias de investigación de mercado independientes ARTIS, y que fue publicado a fines de julio.

La investigación, que se llevó a cabo además en Argentina, Brasil, México, Estados Unidos, Italia, España, Francia, Polonia, Alemania y Nigeria, proyecta los cambios de hábitos que tendrán los consumidores luego del confinamiento.

En el caso de Chile, las industrias que se prevé serán más afectadas son las relacionadas con la entretención, gastronomía, hotelería y turismo. Así lo señala René Nanjarí, Country Manager de DatosClaros en Chile: “Una de las cosas que vamos a dejar de hacer es ir a lugares de esparcimiento que sean masivos. Por lo tanto, el mundo de la entretención y la gastronomía tendrán el desafío de reconectarse con sus consumidores”, afirma Nanjarí.

Junto a ello, el estudio muestra que 1 de cada 5 personas en Chile aumentará su frecuencia de viaje al interior del país. “Aquí observamos un cambio en términos de preferencia. En todos los países, aunque con más fuerza en Europa, se menciona que disminuirán los viajes en avión. En el caso de Chile, lo que se privilegiará a la hora de viajar será el medio de transporte individual, es decir el vehículo”, detalla.

Los desafíos para las grandes tiendas

Del mismo modo, otro de los sectores que experimentará cambios importantes luego de la pandemia es el de consumo y retail. En Chile, se estima que casi 6 de cada 10 personas cambiará sus hábitos de compra luego de la pandemia. Una mayor preferencia por el delivery y por los comercios cercanos al hogar, serían las principales tendencias luego del confinamiento.

“El hecho de ir a un centro comercial para entretenerse, vitrinear y hacer las compras es algo que va a disminuir, eso es un hecho. 4 de 10 personas en Chile menciona que bajará su frecuencia de visita al mall”, señala Nanjarí.

Junto a ello, el estudio revela nuevas exigencias de parte de los consumidores hacia el mundo del retail. “La gente pide ciertas condiciones de seguridad que dicen relación con el distanciamiento social, el uso de mascarilla, o la toma de temperatura en la entrada. Hay condiciones necesarias que tienen que ser evidentes para que los consumidores se sientan seguros y esto va a ser esencial para supermercados y centros comerciales”, describe el Country Manager de DatosClaros en Chile.

Giro hacia un consumo sustentable

Otro de los cambios que proyecta el estudio tiene que ver con una mayor conciencia sobre el cuidado del medioambiente, una tendencia que se encuentra muy extendida en Europa y que comenzaría a reflejarse con más fuerza en las decisiones de compra de los latinoamericanos.

En Chile el 40% de los encuestados afirma que aumentará su consumo de productos amigables con el medioambiente y un 41% aspira a aumentar sus hábitos de reciclaje y reutilización.

“Hemos estado hablando mucho sobre la economía circular y esto es algo que claramente se va a profundizar en Chile. El hecho de que hayamos eliminado las bolsas en los supermercados es un cambio de hábito y de toma de conciencia. La tendencia a reciclar, reutilizar y preferir productos que no sean contaminantes también es algo que se va a propagar más”, proyecta Nanjarí.

A juicio del Country Manager de DatosClaros, “el modelo de negocio tiene que modificarse” luego de la pandemia. “En el mundo del vestuario, la gente está tomando conciencia y ha disminuido la compra de ropa y accesorios. Esto no necesariamente se debe a un menor poder adquisitivo, sino que estaría muy relacionado con el tema medioambiental. El desafío para las marcas será buscar cómo se vinculan con el consumidor haciendo sentido y conectándose con el propósito de los compradores”, concluye René Nanjarí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *